Qué iluminación LED poner en casa

iluminación led hogar

iluminación led hogar

La iluminación LED llegó pisando fuerte hace ya varios años, capaz de instalarse en cualquier tipo de sistema, como lámparas de pie. Y todo, gracias, a sus múltiples ventajas: alto rendimiento, bajo consumo, amplia vida útil, buena calidad de luz, bajas pérdidas por calor, seguridad en su instalación, versatilidad en aplicaciones, diseños innovadores, protección del medio ambiente y la salud, mayor resistencia térmica y mecánica al impacto…

Por ello, cada vez las tendencias de la decoración de interiores se basan más en el uso de iluminación LED, que, además, nos otorga una buena versatilidad a la hora de decorar. Bombillas o tiras LED, por ejemplo, son dos opciones con las que podemos jugar para crear:

Luz LED en blanco cálido

La iluminación cálida otorga un color parecido a la luz incandescente o halógena tradicional, con una tonalidad que recuerda a la del ámbar. Genera alrededor de 2800 grados Kelvin.

Luz LED en blanco frío

Aporta un blanco fresco que, asimismo, deriva en dirección a tonos de azul, parecida a la luz que podríamos conseguir instalando un neón. Genera alrededor de 6500 grados Kelvin.

Luz LED blanco neutro o natural

Estarás de acuerdo en que hay algunas zonas en las que no necesitamos contar con luz cálida o fría; que nos basta (y preferimos) con la luz natural. En estos casos, buscamos instalar una iluminación blanca o neutra, que no altere los colores del interior ni de la decoración que tenemos en la estancia. Por ejemplo, queremos que sea así, por lo general, en zonas donde desarrollamos tareas precisas, como una sala de pintura, el vestidor donde guardamos la ropa o el tocador destinado al maquillaje.

Esta luz LED genera unos 4000 grados Kelvin.

¿Con qué tipo de iluminación LED decorar mi casa?

Si estamos buscando que nuestra estancia resulte acogedora, con iluminación suave, tal vez deberíamos optar por una luz LED cálida. Por ejemplo, en la sala de estar, en el dormitorio o en distintos espacios en los que busquemos una luz tenue. Se trata de un tipo de iluminación perfecta para relajar los ojos.

Si queremos optar por tiras LED, podemos aplicar las mismas ideas, pero teniendo en cuenta que se trata de una iluminación más discreta. Si queremos aplicarlas en zonas como debajo de los gabinetes de cocina, lo ideal es buscar que se trata de una luz fría.

Tengamos en cuenta, también, que la iluminación fría resulta más moderna, por lo que nos irá de perlas, por ejemplo, si tenemos una estancia decorada al estilo nórdico.